Conocer y tratar de entender la esencia del amor y el afecto y estar al tanto de lo que siente la otra persona

Este sería uno de los caminos más largos a tomar y posiblemente uno de los más tortuosos. En este punto la persona va a comenzar a cuestionarse sobre lo que siente al respecto de la relación y, si bien no se preocupa por lo que siente, si se preocupa por saber si realmente está haciendo lo correcto al sentir eso por la otra persona.

Cuando una persona se enamora y se enfoca en tratar de entender lo que siente, es muy fácil también comenzar a pensar en si de verdad la otra persona siente lo mismo, si el amor es reciproco. Es aquí cuando nos sumimos en un mar de dudas y comenzamos a cuestionarnos a nosotros mismos y a esa persona también.

Una persona fácilmente puede sufrir mucho si continúa sumido en ese mar de dudas. Se va a desesperar y pensará que simplemente la otra persona no lo quiere como él piensa. Sin embargo, esto también depende de lo que la otra persona nos demuestre también.

Si estamos con una persona que es un poco desapegada mientras que nosotros queremos siempre compartir con ella, es posible que se llegue a la conclusión de que esa persona quizás no está tan enamorada como nosotros de ella. Sin embargo, si lo que sucede es que esa persona si nos demuestra su amor de la manera en la que nosotros lo esperamos, entonces la felicidad correrá por nuestras venas como un rio desbocado.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *